(Publicidad)
(Publicidad)
Analizando el regreso a la vida de New York Fashion Week

La aceptación y captura de los uniformes de los servicios de emergencia en la colección de Raf Simons para Calvin Klein podría haber sido una metáfora de la Semana de la Moda de Nueva York en su totalidad. En CPR, la regla ABC tradicional es Airway. Respiración, compresiones torácicas y, desafortunadamente, para el otoño 18 la tarea de relajar su ropa y reanimar a la víctima fue realizada nuevamente por un extraño que pasaba. Enfrentado a una semana de la moda en apuros, con los neoyorquinos fingiendo no darse cuenta, el belga está preservando el aclamado Sueño Americano.

Mientras la cartera de aventuras estadounidenses de Bruce Weber se evapora como la niebla del surf de Long Island, y la cuerda de terciopelo que unía a la industria de la moda con los humeantes de Hollywood, y marcas bulliciosas como Delpozo, Altuzarra, Thom Browne, Rodarte, Proenza Schouler y Tome, huyen a Semanas europeas de la moda, la ciudad se queda con un club de distinguidos coroneles puliendo sus medallas y volviéndose nostálgicos de los viejos tiempos con la música de Cole Porter. En su último concierto, Carolina Herrera fue despedida -para usar un término corporativo cuando un empleado deja una empresa- por un desfile de camisas blancas en la pista, con los collares reventados.

Una falta de visión alcista

En un mercado de lujo próspero a nivel mundial, las grandes marcas estadounidenses parecen reacias a los riesgos y mansas. El vestuario del capitalismo - chaquetones y polos, insignias, crestas, logotipos y mocasines - ha sido revisado en el estilo Ciry Sideshow de Coney Island por Gucci o clínicamente observado a través de un filtro de Vetements, mientras que las casas estadounidenses siguen ocupadas con ellos mismos terriblemente en serio. Nueva York se enorgullece en anunciar el mes de la moda como un Poindexter abotonado y con cremallera en lo casual de negocios. Niega la novedad a favor de los clásicos basados en la tradición hueca y los datos corroborados por la corporación. La ironía de Simons presentando su aclamado show de Calvin Klein en el antiguo American Stock Exchange Building en pisos llenos de palomitas de maíz está dejando de ser una ironía.

Analizando el regreso a la vida de New York Fashion Week

Mientras Donna Karan y Michael Kors trota detrás de los clones de Melania Trump; Robin Givhan del Washington Post comenta de Ralph Lauren: "A veces uno se pregunta si los estudios de diseño de Ralph Lauren están herméticamente sellados. ¿Se abren las ventanas? ¿Puede entrar aire fresco? "Nos queda la esperanza de que el CEO Steven Kolb, y los miembros clave de la CFDA, hayan sido convocados alrededor de una mesa de conferencias, y al menos estén hablando sobre un marcapasos.

Mata a tus queridos

Recientes colocaciones exitosas de diseñadores han demostrado que el talento creativo contratado no necesita demostrar una afinidad cercana con una casa establecida para continuar con éxito su legado para una nueva generación. ¿Debería una casa como Donna Karan languidecer porque nunca puede haber una segunda Sra. Karan? Riccardo Tisci tenía poco en común con Hubert de Givenchy, pero eso no le impidió reinventar su casa para el nuevo milenio. Pre-Klein, Simons ya había facilitado el exitoso rebote de Dior después de la expulsión de la casa del predecesor John Galliano. El hijo mayor urbano de Yves Saint Laurent ni siquiera habría comprado sus drogas a la fanática fanfarronada de Hedi Slimane, pero las ventas se catapultaron durante los cuatro años de Slimane. El extravagante showman John Galliano no podría haber sido más diametralmente opuesto al artista Martin Margiela, pero su manipulación del manifiesto de la maison en los últimos tres años ha sido respetuosamente irreverente lo que, de acuerdo con Business of Fashion, ha llevado a un crecimiento de dos dígitos .

Pasión y beneficio

Renzo Russo, el cerebro detrás de la fusión Galliano / Margiela, dijo de Maison Margiela, 'Es una marca de nicho. Quiero tener un producto con verdadera pasión, no convertirme en la marca más grande del mundo". BoF continúa para revelar que Renzo "no prevé que se duplique en tamaño desde su posición actual (160 millones de dólares frente a 5 mil millones). dólares en ingresos para una mega marca como Chanel). "Colocar la pasión antes que las ganancias, ahora eso es una idea alcista. Tal vez las casas americanas que luchan deben comenzar a aceptar que el punto de vista de un director creativo no debe reducirse a qué tan bien entiende a su ADN o cuán tiernamente manejará el archivo. Él lo recogerá a medida que avanza, sin microgestión, y se le debe dar permiso para matar a sus seres queridos para permitir que se abra un nuevo diálogo en torno a la marca. El resultado será una respuesta auténtica a la historia de una casa en lugar de una mordida memorizada pero olvidable.

Apropiación cultural hecho bien

Incorporar una creatividad fuera de la cultura de la marca, en lugar de ser una receta para el desastre, puede ser una fuerza que da vida. Es una apropiación cultural hecha bien. El extraño puede volver a visitar la historia, desplumar y descartar y volver a ensamblar sus códigos de la manera más inesperada. Simons recibió críticas por la sorprendente decisión de colocar a los Kardashians en su campaña publicitaria para calzoncillos Calvin Klein, pero fue el anuncio más visto de enero en Youtube con 15,4 millones de visitas, lo que, si se traduce en ventas, le da el espacio para continuar sus colaboraciones con artistas. y visión subversiva de la América moderna tan apreciada en la pista.

La brecha generacional

Simons describió el significado de su colección de Calvin Klein como "una alegoría de una reunión de mundos antiguos y mundos nuevos" que resume lo que falta en las pistas de la NYFW. Esta brecha generacional entre el pasado glorioso y un futuro incierto tiene eco en el comentario de Robin Givhan acerca de que la colección de Ralph Lauren es "todo legado y tradición y no una pizca de diversión". Así que, ajustando las cifras, ¿se podría divertir la diversión? Uno se pregunta qué pasaría si el agente libre Riccardo Tisci fue reclutado por Donna Karan. ¿Cómo se vería una versión menos cliché de los aderezos aptos para las mujeres en Diane von Furstenberg? ¿Podríamos seducir a Simone Rocha? ¿Qué tal si alineamos en las alas al niño prodigio británico Matty Bovan para cuando Anna Sui se retira el terciopelo y las lentejuelas? En lugar de Gigi Hadid por Tommy Hilfiger… Probemos con un diseñador real, por ejemplo, Juun J, y veamos qué inventaría mezclando productos básicos de denim, streetwear y logos. La sastrería militar y la audaz geometría de Craig Green podrían ser paletas de desfibrilador en el cofre de Michael Kors ... Beeeeep beeeeeep, "¡Claro!"

Semana de la Moda de Nueva York, te estás desvaneciendo rápidamente. Es hora de pedir ayuda de emergencia.

Fotos de Calvin Klein y Ralph Lauren a través de Catwalkpictures

Escrito por la editora invitada Jackie Mallon, quién es también educadora y autora de Silk for the Feed Dogs, una novela ambientada en la industria internacional de la moda.

Fashion Week de Londres: adioses, donuts y orgasmos

La despedida de Christopher Bailey y los llaveros donuts fueron algunas de las notas destacadas de la Semana de la moda de Londres ,que terminó este martes tras 5 días dedicados a las colecciones femeninas de otoño-invierno 2018-19.

Burberry: bye bye Bailey

Una página se cerró en Burberry con el último desfile de Christopher Bailey, que dejará a finales de 2018 la venerable casa británica que se ha convertido bajo su liderazgo en un gigante del mundo del lujo. El diseñador británico de 46 años aprovechó la oportunidad para ofrecer una colección muy personal, haciendo un vibrante tributo a las comunidades lesbianas, gays, bisexuales y transgénero en un gran desfile para 1.300 invitados.

¿Quién lo sucederá? Los favoritos son Phoebe Philo (ex-Céline) y Kim Jones (ex-Louis Vuitton), según la prensa especializada.

Los estampados Paisley

Los estampados "Paisley", de inspiración oriental -por el nombre de la ciudad escocesa donde en el siglo XIX se trataba la lana de Cachemira-, dominaron las camisas de volantes de J.W. Anderson, la marca de Jonathan Anderson, uno de los diseñadores británicos más destacados. Mary Katrantzou, una especialista de los estampados, también recurrió a los Paisley para adornar abrigos y pantalones rosados y dorados. Margaret Howell los usó en vestidos "vintage" hasta la rodilla, combinados con calcetines negros y zapatos urbanos.

¿Los otros estampados? Flores de estilo bodegón en Preen, figuras abstractas y minimalistas en Roksanda y sellos postales en Temperley London.

Todo en rosa

El rosa triunfó en las pasarelas de la Semana de la moda, con muchos matices y variaciones. Muy popular en este momento, el "millenial pink", o "rosa milenario", un tono de rosa apagado, a la zaga del rosa cuarzo, que dio color a los vestidos de JW Anderson, Emilia Wickstead o Molly Goddard. En Nicopanda, el rosa ilumina las minifaldas con aspecto de esponja y cubiertas de guirnaldas doradas. Wiser, Roksanda y Jasper Conran exploran el amarillo, vibrante en el primero, tirando a ocre en el segundo.

"So sexy"

Las mujeres de la Semana de la moda son independientes y están orgullosas de su feminidad y sensualidad. En este aspecto, Christopher Kane ganó la batalla con un pequeño vestido rojo extremadamente corto y transparente, muy "femme fatale". El diseñador escocés usó también como estampados los dibujos de una mujeres en pleno orgasmo, extraídos de las ilustraciones del 'best-seller' de Alex Comfort "La alegría del sexo" (1972). En el caso del diseñador francés Roland Messer, las mujeres revelan sutilmente ligas coloreadas y escotes.

Accesorios inusuales

Llaveros de donuts: visto en JW Anderson, que también tiene pompones en forma de orejas de conejo cosidos en suéteres. La británica Matty Bovan, que desfiló por primera vez, propuso, por su parte, los sombreros de globos inflables.

La diseñadora turca gótico-punk Dilara Findikoglu adornó las cinturas con objetos antiguos, de cubiertos de plata a fotos en blanco y negro. Menos divertido, pero más práctico para la auto-defensa: la máscara de clavos completa de Gareth Pugh, maestro en el arte de la provocación. El "premio" a la prenda que nunca te pondrías fue para Edwin Mohney, joven creador estadounidense formado en la prestigiosa escuela londinense de Saint Martins, que se distinguió con un vestido rosa en forma de... preservativo gigante. (AFP)

Foto: Burberry

La vanguardia del diseño londinense marca territorio en Semana de la Moda

Un grupo, considerado los pilares de la nueva vanguardia de diseñadores en Londres, defendió este lunes su lugar en el penúltimo día de la Semana de la Moda británica.

La fantasía y los pasteles de Roksanda, el cuero y las lentejuelas de David Koma, la transparencia y el encaje de Christopher Kane dieron vida a sus diferentes estilos sobre las pasarelas. Sin compartir nacionalidades ni edad exhibieron un punto en común: los tres son exalumnos de la Central Saint Martins, la prestigiosa escuela de moda londinense.

Roksanda, la elegancia abstracta

La serbia Roksanda Ilincic desfila en la capital británica desde 2005 con éxito. Presente en 40 países, su marca dispone de una línea de ropa infantil, Blossom, y frencuentemente viste a estrellas y personalidades entre las que figuran desde Kate Middleton hasta Melania Trump, sin obviar a Emma Watson.

La vanguardia del diseño londinense marca territorio en Semana de la Moda

La estilista se inspiró en la artista gráfica Caroline Denervaud, escudriñando en sus formas minimalistas para imaginar un armario desbordante en elegancia y poesía para la temporada otoño-invierno 2018-2019. Vestidos largos, holgados y luminosos, ajustados a la cintura con cinturones anchos, parecen a primera vista accesorios abstractos que invitan a la contemplación.

Ponchos a rayas, abrigos en cashemir con corte recto hasta mitad de pierna, son elegantes y estructurados a la vez, con texturas acolchadas, pañuelos que cubren todo el pecho. "Soy una creadora que siempre se fija en las mujeres. Cómo se visten, cómo protejerlas", explica Roksanda Ilincic tras bambalinas. La paleta ofrece colores que son vibrantes, pasteles y desteñidos, como el amarillo, rosa brillante, azul eléctrico, oro y camel.

David Koma, la geometría sexy

Gran especialista de los vestidos cortos de noche, este georgiano presentó su primera colección con tan sólo 15 años, antes de instalarse en Londres en 2003 y de convertirse en el director creativo de Mugler, entre 2013 y 2017. Organizado en una iglesia en pleno corazón de Londres, el desfile estuvo repleto de estrellas, con las modelos Lara Stone y Jourdan Dunn en primera línea.

A post shared by Jacq (@jacqlh) on

Fiel a su ADN, el creador propone una colección con elegancia y sexy pensando para el mundo de la noche. Los vestidos son cortos, con escote y transparentes. Apretados en la cintura, acampanados en las caderas, de cuero, seda o algodón cubiertos con estampados de plumas o lentejuelas. Inspirándose en el trabajo del fotógrafo etnológico Edward Curtis (1868-1952), David Koma desplegó una colección cargada en blanco y negro.

Christopher Kane, el encaje o nada

Considerado como uno de los motores de la nueva ola británica, el joven diseñador escocés creó su marca en 2006. Con reputación de ser audaz e inclinado al postmodernismo, Kane ha recibido varias veces los premios Fashion Awards, el máximo galardón de la moda británica. Este lunes, el diseñador eligió el escenario de la Tate Britain, la galería nacional de arte británico, donde propuso una colección atrevida, casi escandalosa.

La vanguardia del diseño londinense marca territorio en Semana de la Moda

Orgullosas de su sensualidad, provocadoras, las modelos de Christopher Kane vistieron minivestidos rojos hechos de un exquisito encaje que se ciñó a sus siluetas y apenas ocultaban algunas partes de sus cuerpos. Fanático del encaje, el diseñador lo combinó en su colección con un estampado floral de seda para crear pequeños vestidos rectos con botas negras. A veces, también más sobrio y más enigmático, el guardarropa de Kane parece mirar hacia la Vía Láctea con túnicas negras, largas y rectas, tachonadas con puntos blancos, como tantas estrellas en la noche. (AFP)

Fotos: Catwalkpictures

Arranca la Semana de la Moda de Milán con el nuevo proyecto de Moncler

Unos 64 espectáculos y un centenar de desfiles forman parte del programa de la Semana de la Moda de Milán que se inaugura el martes con el lanzamiento del innovador proyecto de la marca italiana Moncler, para la creación de camperas de lujo.

La firma, que presentará cada mes nuevas colecciones diseñadas por diferentes creadores internacionales, cambia así el concepto de marca de moda y abre una nueva era en el sector de manera de llegar a todas las generaciones, de diferentes lugares del planeta y con gustos distintos.

Moncler, después de haber anunciado en noviembre el cierre de las líneas Azul y Roja, como referente internacional del "streetwear de lujo", decidió crear el "Edificio de los Genios", un taller simbólico para reunir creadores de todas las tendencias.

Según el conocido presidente de la marca, Remo Ruffini, se trata de romper con el actual ritmo bianual de los desfiles de moda, para así ofrecer cada mes nuevas colecciones diseñadas por ocho talentos de la moda invitados. "Con los nuevos medios de comunicación hay que captar con más frecuencia la atención. Lanzar colecciones dos veces al año está superado", reconoció Ruffini. Entre los modistos invitados figuran Pierpaolo Piccioli, actual director creativo de Valentino, el británico Craig Green, la irlandesa Simone Rocha, el estilista Karl Temper.

Otro momento muy esperado de la semana milanesa será el desfile el jueves de Prada, en la nueva torre blanca diseñada por la firma OMA del arquitecto estrella Rem Koolhaas. El nuevo espacio de la Fundación Prada será accesible sólo a unos pocos privilegiados.

Un buen número de conocidos diseñadores regresan a Milán, como Emilio Pucci, ausente el año pasado y todavía sin director creativo, mientras que el diseñador estadounidense Tommy Hilfiger tendrá a cargo el cierre de la semana, con la cuarta serie "Tommynow", después de las presentadas en Los Ángeles, Nueva York y Londres.

La revolucionaria idea de presentar colecciones masculinas y femeninas juntas sigue obteniendo adhesiones: Salvatore Ferragamo y Roberto Cavalli se unieron a Gucci, Missoni, Jil Sander y Antonio Marras en el club de los desfiles mixtos. Jóvenes diseñadores como Marco de Vincenzo, Arthur Arbesser o Erika Cavallini desfilarán bajo la atenta mirada de los expertos, ansiosos por descubrir las estrellas del mañana. (AFP)

Photo: Moncler

Bestseller lanzará en su marca Jack&Jones su primera colección de ropa infantil que comprenderá las edades de cinco a dieciséis años y que se lanzará en tiendas hasta primavera de 2019. Este anuncio surge meses después de que la compañía entrara al sector premium con el lanzamiento de Postyr.

Jack&Jones se sumará también a Name It y Lmtd, encargadas de distribuir prendas infantiles dentro de la compañía, esto con el objetivo de generar una mejor repartición del nuevo producto en marcha. Por otra parte, la firma además incluirá en esta nueva colección diferentes artículos de su colección masculina pero adaptados a los pequeños.

El grupo Bestseller sufrió una reorganización en su estructura el año anterior lo que provocó despidos y la unificación de siete submarcas. Bestseller por su parte además maneja firmas como Vero Moda, Selected y Only.

Petit Bateau celebra los 100 años de su invención

ENTREVISTA No hay muchas marcas que puedan afirmar que inventaron algo tan importante, revolucionario y funcional como la ropa interior moderna. Pero este es un invento que la marca de patrimonio francesa Petit Bateau se enorgullece de reclamar. Fue hace 100 años que Étienne Valton, junto con sus hermanos André y Xavier, herederos de la empresa de tejido, Valton & Sons, decidió cortar las piernas de la ropa interior 'john' que la gente usaba debajo de su ropa, creando así la primera versión de la braga moderna. "La braga era vista como una innovación radical en ese momento porque antes los adultos y los niños usaban ropa interior larga", explicó Patrick Pergament, CEO de Petit Bateau, una de las marcas de moda más antiguas de Francia. "Esta innovación sucedió en un momento en que las mujeres se cortaban el pelo y los hombres se afeitaban la barba: era un momento crucial en la historia en el que se producían muchos cambios sociales, desde la forma en que la gente se vestía, hasta como se expresaba de la política "

Petit Bateau celebra los 100 años de su invención

La braga fue un éxito instantáneo, especialmente entre los niños, y Petit Bateau vendió más de 30 millones de prendas de su calzoncillo héroe "400" entre 1921 y 1930. Las braguitas de Petit Bateau siguen siendo muy demandadas hoy entre las madres y los niños y en honor de uno de sus productos más vendidos, la marca ha creado una colección especial basada en algunas de sus bragas de archivo. La colección, que se lanzará en un evento especial en el Palais de Tokyo el 6 de febrero y estará en las tiendas el 7 de febrero. Esta colección incluye la braga original de cintura alta de Petit Bateau en costilla 2x2 y su panty clásico en costilla 1x1. "Queríamos tomarnos el tiempo para celebrar este aniversario porque la invención de la braga fue realmente el lanzamiento de la marca Petit Bateau. Decidimos mirar dentro de nuestro archivo y tomar tres tipos diferentes de bragas que solían ser producidos por la marca y modernizar estas bragas históricas para nuestra colección de 100 años."

Petit Bateau celebra los 100 años de su invención

Petit Bateau lanzará una colección centenaria

Además de lanzar su colección centenaria especial, Petit Bateau también lanzó una competencia en línea el mes pasado, pidiendo a sus clientes que elaboren sus propios diseños de sus emblemáticas bragas. "Estamos muy sorprendidos por el nivel de entusiasmo que nuestros clientes tienen por la marca. Recibimos más de 11,000 solicitantes para diseños de panty". Un jurado especial que incluye a Brune de Margerie de Elle France, Bertrand Guyon de Schiaparelli y la influyente Elsa Muse, que también creará un diseño panty, seleccionará a seis ganadores, que recibirán un premio en efectivo y una visita a la fábrica de la compañía en Troyes, Francia. Este aniversario es particularmente significativo para Petit Bateau porque es una de las marcas más antiguas de Francia que aún produce sus propios tejidos y productos, que es uno de los aspectos clave detrás de su éxito continuo, según Pergament. "Este aniversario no solo marca el nacimiento de la braga, sino que también celebra nuestra propia herencia y nos recuerda que venimos de esta época de la historia.”

Petit Bateau celebra los 100 años de su invención

Desde luego, Petit Bateau ha recorrido un largo camino desde el lanzamiento de su braguita, que se ha diversificado a lo largo de los años desde la ropa interior y la ropa de dormir para niños y madres para incluir prendas para hombres y mujeres, así como accesorios. "Las madres vinieron originalmente a Petit Bateau para comprar pijamas y bragas y todavía estamos vendiendo muchos de esos productos. Pero también estamos vendiendo más ropa de día. A las nuevas madres de hoy y las abuelas realmente les gusta comprar looks completos", señala Pergament. Aunque la marca francesa se enfrenta a una competencia cada vez mayor por parte de los minoristas de moda rápida, sigue teniendo buenos resultados, con un crecimiento empresarial constante cada año, según el CEO. "Tenemos una posición fuerte en el mercado de la indumentaria por muchas razones. Una porque la gente nos reconoce: somos una marca sólida porque la gente confía en la marca, pero esto no garantiza el éxito de la marca". Más bien, Pergament atribuye el éxito de Petit Bateau al mantenimiento del ADN de las marcas, que incluye sus raíces como fabricante de tejidos, al tiempo que garantiza que su oferta de productos siga siendo moderna, creativa y relevante. "En este sentido, somos muy singulares en el mercado de la moda porque producimos la mayoría de nuestros productos y los vendemos en nuestras propias tiendas".

Petit Bateau celebra los 100 años de su invención

Petit Bateau tiene como objetivo convertirse muy grande en Japón… y China

Es esta singularidad la que también ha ayudado a impulsar la popularidad de la marca en Asia. Japón ha crecido rápidamente para convertirse en el segundo mercado más fuerte de Petit Bateau después de Francia. La marca ha logrado duplicar el tamaño de su negocio en Japón y pretende duplicarlo nuevamente en los próximos cinco años. Petit Bateau también tiene planes en desarrollo para crecer rápidamente en China. "Abrimos nuestra primera tienda en China hace dos años y para finales de 2017 teníamos 34 tiendas", dice Pergament. "Nuestro objetivo es operar 64 tiendas en el país a fines del próximo año". En general, prevé que Asia se convierta en el mercado más fuerte de la marca en los próximos cinco años. La marca francesa también está creciendo en sus mercados maduros y su objetivo es abrir tiendas en Suiza, Rusia, Qatar, Egipto y Medio Oriente. Por ejemplo, Petit Bateau abrió recientemente una nueva tienda en Rue des Francs Bourgeois, en París, y tiene como objetivo abrir su nuevo concepto de tienda en su tienda insignia en Rue de Sevres.

Petit Bateau celebra los 100 años de su invención

Pero la marca no solo está invirtiendo en el fortalecimiento de su presencia minorista física, ya que el comercio electrónico continúa siendo una parte importante de las ventas de la marca. "El lado del negocio del comercio electrónico realmente ha crecido recientemente: se ha más que duplicado en los últimos 4 años". Petit Bateau está logrando un crecimiento de dos dígitos a través de su canal en línea en casi todos sus mercados cada año, especialmente en Japón y Alemania. Sin embargo, uno de los problemas reales que enfrenta la marca en este momento es cuánto invertir en la venta minorista y cuánto debe invertir en digital. "Vemos claramente que hay un cambio en el consumo hacia el espacio digital, pero también tenemos que expandir nuestras tiendas. La combinación correcta de tiendas y digital es una de las estrategias clave en las que estamos trabajando en este momento. Es importante entender qué debemos priorizar y cómo podemos convertir las ventas entre los dos canales ". Es por eso que Pergament está trabajando para afinar la estrategia omnicanal de la marca y acercar sus canales en línea y fuera de línea. Por ejemplo, para ayudar a convertir las ventas entre sus canales, la marca francesa está expandiendo sus servicios de clics y recolección a más de sus tiendas y ofreciendo a los clientes la opción de pedir artículos en línea en la tienda.

Petit Bateau celebra los 100 años de su invención

Petit Bateau presentará un nuevo concepto de tienda en marzo de 2018

"Madres, padres y abuelos compran cada vez más en línea, por lo que los minoristas necesitan proponer a los clientes un tipo diferente de experiencia de compra", enfatiza Pargament. "Imaginamos que Petit Bateau es una marca única, así que lo que queremos transmitir son esos dos elementos principales de la historia de nuestra marca. Queremos desarrollar algo que mejore la experiencia de nuestros clientes y transmita nuestra historia. Por el momento no lo hacemos. siento que nuestras tiendas realmente transmiten esto a nuestros clientes, por lo que estamos trabajando en eso ", agrega. Aunque Pargament no puede compartir más detalles sobre el nuevo concepto de tienda de la marca, aparte de su objetivo de unir el viaje de compra en línea y fuera de línea de la marca en una experiencia fluida, Petit Bateau desea transmitir la historia y la experiencia de la infancia en sus tiendas, "que es la principal fuente de creatividad" detrás de la marca.

La marca también está interesada en comunicar sus directrices sostenibles a los clientes en la tienda, ya que la sostenibilidad sigue siendo un aspecto importante para Petit Bateau. "Durante mucho tiempo, trabajamos de forma sostenible sin siquiera saber que lo estábamos haciendo. Una palabra muy interesante que aprendí recientemente es "ocultación verde", algo que creo que hicimos ", agrega con una sonrisa. "Por supuesto, si desarrolla productos de una calidad extremadamente alta, entonces se asegura de que tenga calidad en todas partes, por lo que el problema para nosotros es cómo comunicarles a los clientes qué hacemos, dónde lo hacemos y cómo lo hacemos". Estamos tratando de establecer una base de datos de todos nuestros productos y certificaciones este año para dar mucha más información a nuestros clientes.”

Este artículo fue publicado previamente en FashionUnited.uk. Traducción y edición: Gabriela Maldonado.

Fotos: cortesía de Petit Bateau

Arcoíris y estilo retro en el último desfile de Christopher Bailey para Burberry INTERACTIVO

Gorras de béisbol, trench y banderas arcoíris inundaron el último desfile de Christopher Bailey para Burberry, este sábado en Londres, donde reunió los grandes clásicos de la marca británica y rindió homenaje a la comunidad LGTB.

El británico, de 46 años, dejará Burberry a finales de 2018, tras 17 años en los que contribuyó a transformar la respetable casa fundada en 1856 en un gigante mundial del lujo. En su desfile de despedida, en la segunda jornada de la Semana de la Moda de Londres para la colección otoño-invierno 2018/2019, el diseñador concibió un espectáculo de grandes dimensiones, con unos 1.300 invitados. El arcoíris, emblema de la comunidad de lesbianas, gais, transexuales y bisexuales, apareció casi desde el inicio, ya fuera impresa en una falda blanca extralarga de algodón, como motivo en un poncho de lana y cachemira o en una gran capa de piel falsa que lució la modelo Cara Delevingne. Bailey incluso reinventó para la ocasión el famoso estampado de cuadros beige, negro y rojo con los colores del arcoíris.

El creador se convirtió en 2014 en el primer jefe de una empresa del índice FTSE-100 de la Bolsa de Londres abiertamente homosexual. En una especie de celebración de la historia de la marca, Bailey propuso una colección que rebuscaba en las creaciones que contribuyeron a la leyenda de Burberry, como el famoso trench beige, al que le dio un toque "streetwear" acompañándolo de un conjunto deportivo naranja. "Quería [que la colección] fuera un reflejo del pasado de Burberry, de nuestro presente, pero también de mi gran entusiasmo respecto a lo que le depara el futuro a Burberry", declaró tras el desfile, reconocido una gran ovación.

Bailey, originario de Halifax (norte de Inglaterra), desembarcó en Burberry en 2001. En los últimos años rejuveneció la imagen de la marca explorando nuevos tejidos y paletas de colores al tiempo que explotaba las posibilidades de las nuevas tecnologías y las redes sociales. Designado director creativo en 2004, ocupó también el cargo de director general en 2014, lo que generó dudas a más de un analista por su falta de experiencia a la cabeza de una empresa de este tamaño. Pero apenas ocupó los dos cargos durante tres años. El año pasado cedió las riendas al ex director ejecutivo de Céline Marco Gobbetti.

Arcoíris y estilo retro en el último desfile de Christopher Bailey para Burberry

Optimismo de J.W. Anderson

También este sábado, el joven diseñador Jonathan Anderson, considerado como uno de los más talentosos de su generación, presentó un desfile mixto con motivo de los 10 años de su propia marca, J.W. Anderson. Su colección, con espíritu "optimista", incluyó faldas y vestidos amplios y cómodos llevados con descuido y combinados con calzado deportivo de largos cordones blancos. Las mujeres de J.W. Anderson mostraron una elegancia nostálgica, con un gusto por las modas de antaño, recurriendo los estampados paisley en faldas asimétricas. La paleta abarcaba el blanco, el azul y el beige y se atrevía en ocasiones con el "millennial pink", ese rosa con un toque anaranjado tan de moda. En el armario masculino, el vestuario oscilaba entre el "streetwear" elegante y el look aventurero, con sudaderas con impresiones de cómics, cazadoras de aviador e impermeables con cuello marinero. (AFP)

Fotos : Burberry AW18 /Catwalkpictures, Burberry

El fotógrafo francés de moda Patrick Demarchelier fue acusado de acoso sexual por varias mujeres, cuyo testimonio fue recogido por el diario Boston Globe y publicado el viernes.

El Globe evoca principalmente el caso de una exasistente del fotógrafo de 74 años. Manteniendo el anonimato, esta mujer explica haber cedido a sus insistentes avances por miedo a comprometer su futuro profesional si continuaba negándose. Aseguró también haber pedido a la directora artística del grupo Condé Nast, la reputada Anna Wintour, que no dejara que el fotógrafo trabajara con jóvenes modelos. El Boston Globe cita asimismo el caso de otras seis mujeres que acusan al francés de acoso sexual.

Una de ella afirma que el fotógrafo le puso la mano sobre sus partes genitales y otra que la agarró por los pechos. La AFP solicitó una reacción de Demarchelier pero no obtuvo respuesta. El francés es uno de los más reconocidos fotógrafos de moda y del mundo del espectáculo. Algunas de sus fotografías de la princesa Diana, de Madonna o de Angelina Jolie han dado la vuelta al mundo.

El Globe Spotlight Team, que realizó la investigación, es un equipo de seis periodistas heredero del que en 2002 reveló como la jerarquía católica local había encubierto los abusos sexuales cometidos por unos 90 sacerdotes en Boston y sus alrededores durante décadas.

Aquella investigación sirvió de base a la película "Spotlight", que en 2016 recibió el Oscar al mejor filme. La investigación del Globe sobre el mundo de la moda también cuestiona a otros fotógrafos, entre ellos Seth Sabal, Greg Kadel, Andre Passos, y al estilista Karl Templer, por acoso sexual. El diario menciona asimismo al fotógrafo francés David Bellemère, acusado por dos mujeres. Una de ellas, la modelo estadounidense Madisyn Ritland, afirma que le introdujo por la fuerza la lengua en la boca y le tocó los pechos sin su consentimiento.

El Boston Globe señala asimismo que la firma de lencería Victoria's Secret dejó de trabajar con él desde el otoño boreal de 2016 tras las quejas de las modelos. Contactada por la AFP, la casa matriz de Victoria's Secret, Limited Brands, no reaccionó por el momento. Bellemère dijo por su parte a la AFP que "la historia de Victoria's Secret es un gran misterio" para él. "Se deshicieron de mí fríamente sin explicación", afirmó. "Tal vez ahora voy por fin a saber quién miente y por qué", agregó.

Luego del escándalo por el caso de Harvey Weinstein, varios grandes fotógrafos de moda fueron objeto de acusaciones del mismo tenor, principalmente Bruce Weber, Terry Richardson y Mario Testino. Varios de sus clientes, incluido el grupo Condé Nast, indicaron públicamente que ya no trabajarían con ellos. (AFP)

Hace cuatro años, amputada su pierna derecha luego de un cáncer óseo, Jerris Madison, fotógrafo de moda habituado al glamour y a las Fashion Week, trataba de acostumbrarse a llevar una prótesis de "barra de titanio" toda su vida.

Pero en 2016, los diseñadores de una pequeña empresa canadiense, Alleles, que habían visto una foto suya con su prótesis en Instagram, le enviaron uno de sus oculta-prótesis "cool" para que lo probara. "Cuando abrí la caja, creí que había llegado Navidad", relató a la AFP Madison, de 45 años. "Antes la gente me miraba y sabía que tenía una amputación. Me molestaba. Ahora me ven como si fuera arte ambulante. Eso me devolvió la confianza".

Madison no es la única persona discapacitada cuya vida mejoró en los últimos años gracias a nuevos productos que son a la vez chic y adaptados a las necesidades de los usuarios. "Hay una explosión de diseños que son muy funcionales y estéticamente deseables para la gente que tiene todo tipo de dificultades", señala Cara McCarty, curadora de una nueva exposición en el museo Cooper Hewitt de diseño, que presenta hasta setiembre una veintena de productos emblemáticos de esta evolución.

Además de los oculta prótesis de Alleles, que tienen el aspecto de tatuajes gigantes, vendidos a partir de 375 dólares, la exposición presenta zapatos deportivos Nike "FlyEase", concebidos a solicitud de un estudiante afectado por parálisis cerebral, que se calzan como pantuflas gracias a un tirador que se abre por detrás.

A post shared by Cooper Hewitt (@cooperhewitt) on

Producir "para todo el mundo"

Para muchos, estos productos, explica Caroline Baumann, directora del museo, la apuesta es seducir más allá del público discapacitado, gracias a su practicidad.

Cuando los diseñadores de Target concibieron el anorak "pensaban en el niño autista que tiene dificultades para ponerse una chaqueta, pero lo que vieron fue que todo tipo de gente la compra: incluso yo querría ese anorak para mi hijo de tres años, porque es una lucha cotidiana ponerle su parka", afirma. Convicción que comparte Keith Kirkland, un exCalvin Klein que co-creó la pulsera GPS vibratoria "Wayband".

Si bien la pulsera es probada con no videntes, afirma, la idea es que su comercialización a fines de 2018 sirva para "cualquiera que no quiera tener que mirar su teléfono para orientarse". El precio, 299 dólares, podría así bajar, ya que "la razón por la cual esos productos son caros, es que deben amortizar sus costos en un pequeño mercado", dice Kirkland.

Estos diseñadores apuestan también al envejecimiento esperado de la población, que se acompaña de múltiples personas con discapacidad. "Una persona de cada tres a partir de los 62 años tiene problemas de visión y esta población debe duplicarse de aquí a 2060", subraya Kirkland, que evalúa hoy el mercado estadounidense de productos tecnológicos para gente con problemas visuales en unos 2.800 millones de dólares.

Según Matt Kroeker, cuya pequeña empresa canadiense Top & Derby creó el bastón que no cae, es necesario crear "productos que la gente quiera usar", no solamente funcionales. Sin embargo, pese a su apariencia seductora, muchos de esos nuevos productos no se encuentran en las tiendas y son vendidos solamente por internet.

"Los mayores obstáculos actualmente, es que la gente quiere esos productos, pero las empresas que pueden ponerlos en el mercado son muy reticentes", dice Matt Kroeker. "Piensan que la gente no está realmente interesada (...) Intentamos cambiar eso". Jerris Madison también espera "contribuir a cambiar las mentalidades", mostrando al mundo sus oculta prótesis de última moda a través de Instagram. (AFP)

Ugly Models, la agencia de los modelos extraordinarios

Hay gente tatuada, barriguda, con la nariz torcida, orejas de soplillo, barbillas prominentes y cuellos demasiado largos. Pero nadie con medidas perfectas. Bienvenidos a Ugly Models, una agencia londinense de modelos distintos.

La Semana de la Moda comienza este viernes en la capital británica y entre las numerosas personas que desfilarán por las pasarelas, apenas habrá un puñado de modelos de Ugly. Este tipo de eventos, con sus jóvenes modelos delgadísimas o andróginas, no son la especialidad de la casa.

Aquí se opta más bien por la originalidad. Y aunque "Ugly Models agency" significa "La agencia de los modelos feos", su dueño, Marc French, asegura que tienen mucho más que ofrecer. "Es una agencia para los modelos con carácter", dice French. "Hay gordos, delgados, altos, bajos. Es una celebración de la diversidad", declara este quincuagenario barbudo, de sonrisa burlona, que cita al actor francés Gérard Depardieu como ejemplo. "No es el hombre más guapo que se le viene a uno a la cabeza, pero (...) es tan distinto, tan genial, que resulta sexi".

Lo feo es bello

Fundada hace medio siglo, Ugly Models ocupa una oficina moderna en el oeste de Londres. Sofás extravagantes, ordenadores de aluminio, paredes repletas de fotos de modelos. Entre las imágenes colgadas hay un retrato de David Bowie y una cita que suena como un lema: "La imperfección es belleza, la locura es genialidad".

Como cualquier agencia, Ugly gestiona la carrera de modelos y los pone en contacto con todo tipo de clientes como Burberry, Mercedes o Jack Daniel's. El día de nuestra visita, la agencia organiza un casting para completar su catálogo. Siguiendo la reputación de la empresa, los candidatos están lejos de los estándares del sector.

Están los corpulentos. Chris, por ejemplo, un exmilitar con brazos gruesos como jamones, que posa con el torso desnudo junto a una mujer morena en bikini. Ella tiene 50 años, aunque parece tener la mitad, y sueña con retomar su carrera de modelo. O Kris Chesney, un exjugador profesional de rugby que pasó por los equipos de Toulon y de los Saracens. Una montaña de 1,98 m y 135 kilos, con los brazos tatuados y la cabeza rapada, orgulloso de su cara marcada, de su cuerpo castigado por años de lucha en los estadios.

¿Qué busca en un lugar como este? "Una nueva aventura, un nuevo reto". Otros tienen una causa que defender. Sheerah Ravindren es una mujer menuda de 1,61 m. Tiene 22 años, es originaria de Sri Lanka y se presenta como una "modelo militante e inmigrante". Viste vaqueros holgados y un top negro, y tiene una larga melena azabache, un piercing en la nariz y un discurso reivindicativo. "Soy una mujer de color", dice. "Desde niña nunca he visto a nadie que se pareciera a mí en los medios o en la moda", afirma.

También está Frances, una joven con chupa de cuero, guantes sin dedo, flequillo retro y sorprendentes muletas futuristas. Es minusválida, pero "eso nunca le impidió hacer lo que quería", explica orgullosa.

A gusto consigo mismo

"Un buen modelo Ugly es alguien que se siente a gusto consigo mismo", dice Marc French. "No queremos que la gente cambie. Es muy importante cuando se piensa en la presión ejercida sobre los jóvenes", sometidos al dictado de la delgadez.

La agencia niega cierta tendencia por lo extraño o un uso cínico de las particularidades de sus modelos. Al contrario. "A veces nos llaman para pedirnos a 'gente pequeña dispuesta a golpearse'", lamenta Lulu Palmer, encargada de los nuevos modelos. "No hacemos eso. No estamos aquí para explotar a la gente".

El personal de la agencia, que siempre busca a nuevos talentos, reconoce que el nombre de la empresa puede suscitar reacciones circunspectas. "He conocido a tanta gente que me dice: '¿No pretenderás pedirme que sea modelo?'", cuenta French. Pero cuando se dan cuenta de la verdadera naturaleza de la agencia, de sus oportunidades, "entonces quieren formar parte de ella". (AFP)

Foto: BEN STANSALL / AFP