Cerca de 400 minoristas británicos, incluidas grandes cadenas y los pesos pesados de los grandes nombres de la moda británica como New Look, Mothercare y Debenhams, podrían tener dificultades para afrontar pagos de intereses más altos este año.

Un estudio realizado por Company Watch de 1.600 minoristas con activos de al menos 5 millones de libras ha identificado 392 empresas en su "área de advertencia", sugiriendo que tienen 25 veces más probabilidades de sufrir dificultades financieras que sus pares, informó el lunes el ‘Times’.

La misma investigación reveló que 430 empresas minoristas estaban aumentando sus pérdidas, sobre una base estatutaria antes de impuestos, de nuevo incluyendo nombres muy conocidos como Hobbs Fashion, Thomas Pink, Mamas & Papas, Missguided, Paperchase y Crew Clothing.

Company Watch compara la fortaleza financiera de las empresas usando una escala de 0 a 100.