• Inicio
  • Noticias
  • Empresas
  • VF Corp. (The North Face): nuevo Plan Estratégico a 2027, y “profit warning” para 2022

VF Corp. (The North Face): nuevo Plan Estratégico a 2027, y “profit warning” para 2022

Por Jaime Martinez

29 sept 2022

Empresas

Photo Credits: The North Face.

La multinacional estadounidense VF Corporation, compañía especializada en el sector de la moda urbana y “outdoor” como matriz de un destacadísimo portafolio de marcas comerciales en el que encontramos nombres tan reconocidos como Vans, The North Face, Timberland, Eastpak, Kipling o Supreme, celebraba este 28 de septiembre de 2022 su Día del Inversor desde su cuartel general en Denver. Un encuentro del que desde la dirección de la compañía se valían para, de un lado, presentar su nuevo Plan Estratégico quinquenal, anunciando con él los principales objetivos que la compañía tratará de firmar de aquí a 2027, mientras que del otro anunciaban un “profit warning”, o advertencia sobre sus beneficios, alertando así a sus inversiones de un empeoramiento de las previsiones de la compañía para lo que resta de su actual ejercicio fiscal. Advertencia que por otro lado se está convirtiendo en la tónica dominante dentro de la industria de la moda y del textil, a medida que los consumidores empiezan a ajustar sus prioridades de gasto en respuesta a las tensiones inflacionistas y al aumento generalizado de los precios.

Empezando por la nueva hoja de ruta que empezarán a partir de este momento a poner en práctica desde la multinacional norteamericana, mediante la implementación del conjunto de iniciativas que los ejecutivos de VF empezarán a perfilar y a poner en marcha, y entre las que se incluyen tanto el aumentar su cartera de marcas como el de seguir estableciendo estrechas colaboraciones con terceras, la multinacional se ha marcado como principal objetivo el de garantizar un crecimiento interanual, sólido y sostenido, en un porcentaje de un solo dígito de rango de medio a alto, para todas sus marcas, regiones y canales, durante todos y cada uno de los ejercicios de aquí a 2027. Previendo a este respecto un comportamiento que podría llegar a ser especialmente positivo, con un aumento de los niveles de facturación de hasta los dos dígitos interanuales, para las marcas The North Face y Supreme. Esperando con todo ello, y como resultado final de este nuevo Plan Estratégico, el llegar a 2027 con un margen operativo de aproximadamente un 15 por ciento y un flujo de caja de aproximadamente 5.500 millones de dólares, para el periodo total de los cinco años, más unos cerca de 7 mil millones de dólares en efectivo que la multinacional devolverá a sus accionistas, ya sea a través del pago de dividendos como de procesos de recompra de acciones.

“Nuestro nuevo Plan de crecimiento a cinco años demuestra cómo aprovecharemos las comprobadas fortalezas y el modelo de negocio distintivo de VF para ofrecer un mayor valor a los accionistas en el largo plazo”, entraba a detallar Steve Rendle, presidente y director ejecutivo de VF, a lo largo de unas declaraciones hechas públicas por la propia multinacional estadounidense. “El entorno económico global ha cambiado drásticamente desde que celebramos nuestro último Día del Inversor a finales de 2019”, advertía el ejecutivo, pero “a pesar de las importantes disrupciones durante los últimos tes años, VF ha logrado sortear con éxito los desafíos convirtiéndose en una empresa más ágil y focalizada, que está avanzando sobre una visión clara por ser el portafolio del mundo más dinámico de marcas icónicas y profundamente deseadas para un estilo de vida activo”.

Agilizar operaciones y seguir ganando cuota de mercado

Para lograr alcanzar esa serie de objetivo, el Plan Estratégico de Crecimiento de VF se sustentará sobre un total de 4 pilares clave. Unas áreas estratégicas que serán las que terminen enmarcando el conjunto de esas iniciativas que se encargarán de poner en práctica desde su dirección, y para las que se han anunciado medidas para encontrar y amplificar las principales demandas de los consumidores; para el impulso del crecimiento de la cuota de mercado de la compañía a través de un mayor crecimiento de sus marcas, y de su portafolio; para acelerar el escalado de las distintas marcas y su conexión con los consumidores; y por último, nuevas medidas para agilizar y mejor el rendimiento operativo de la multinacional.

A este respecto, y como principales aspectos a destacar, detallan brevemente desde VF, “la compañía innovará dentro de su cartera de marcas existentes y, al mismo tiempo, se expandirá estratégicamente hacia adyacentes que complementen a sus marcas actuales” y que le permitan aprovechar “espacios de crecimiento entre los consumidores”. Y todo ello mientras además tratará de ganar una mayor “cuota de mercado mediante la creación y gestión de marcas en diferentes etapas de crecimiento a lo largo de su portafolio, así como a través de fusiones y adquisiciones y del desarrollo comercial” de aquellas opciones que puedan “beneficiar tanto a las marcas de manera individual, como a la empresa”.

Ajuste de previsiones

Mientras de esta manera la compañía comienza a prepararse para abrirse a una nueva etapa de crecimiento sostenido, para este actual ejercicio de 2022/2023 en el que VF Corp se encuentra inmersa, la multinacional norteamericana ha lanzado un “profit warning”, advirtiendo de una actualización, a la baja, de sus previsiones para lo que resta de año. Un periodo para el que espera firmar un segundo trimestre con un crecimiento de un solo dígito, menor del esperado, en lo que como resultado les ha llevado a ajustar sus perspectivas para todo el ejercicio.

En respuesta a este débil comportamiento, al que se suman las incertidumbres que siguen sobrevolando en la escena macroeconómica, un aumento del nivel de inventario en América del Norte que provocará la necesidad de lanzar mayores promociones a precios rebajados, y un rendimiento menor del esperado de la marca Vans, ahora desde VF esperan cerrar el ejercicio con un aumento de los ingresos de entre un +5 y un +6 por ciento, en lugar del +7 por ciento previsto hasta ahora. Un ajuste que prevén tenga lugar por el menor rendimiento al esperado que terminarán mostrando tanto Vans como The North Face.

“Si bien persisten las incertidumbres económicas, estamos activamente haciendo frente a los desafíos que se presentan en nuestro negocio, y seguimos confiando en nuestra capacidad para generar un crecimientos constante y sostenido sobre toda nuestra cartera de marcas a largo plazo”, añade Rendle. Un horizonte para el que “continuaremos profundizando en nuestra conexión con los consumidores, expandiéndonos a nuevas categorías y mercados, aprovechando nuestras fuertes plataformas comerciales, y apoyándonos en líderes y profesionales experimentados y en los equipos llenos de talento que están dirigiendo nuestras estrategias”. “VF y nuestras marcas siguen estando bien posicionadas para continuar con nuestro viaje hacia el éxito y hacia una amplia base de crecimiento”.

También te puede interesar:
FINANZAS
plan estratégico
profit warning
VF CORP